El poder de las aguas gallegas

Tras el verano, los tratamientos termales estimulan la renovación celular necesaria para afrontar el cambio de estación gracias a sus variantes de balneación tradicional.

ritual de Balneario de Mondariz, una de las villas termales españolas con más historia y más conocida dentro y fuera de nuestras fronteras,  provoca una auténtica renovación celular a partir de las propiedades de sus aguas mineromedicinales .

En el Balneario de Mondariz, en la provincia de Pontevedra, podrás mimar tu salud y belleza con una amplia gama de tratamientos, entre ellos, diversos tipos de baños: de burbujas, hidromasaje, de CO2, Niágara y Atlantis. Los baños son una técnica que consiste en la inmersión en el agua minero-medicinal durante un tiempo y una temperatura determinados.

El baño de burbujas consiste en la aplicación de agua vía tópica, mediante inmersión, combinada con las propiedades de los aceites esenciales de Balneario de Mondariz : vivificante, tonificante, relajante o balsámico. La balneación, añadiendo aire a presión desde el fondo de la bañera, provoca una relajante y agradable sensación.

El baño de hidromasaje tiene efectos relajantes, estimulantes, sedantes y analgésico. La bañera tiene 80 salidas de agua a presión que incide sobre la superficie corporal, obteniendo un intenso efecto masaje.

El baño Niágara es un tipo de baño relajante en el que se utiliza una bañera de hidromasaje con 180 salidas de agua a presión.

El baño Atlantis estimula la circulación cuando la temperatura es inferior a 34-36º, si la temperatura es superior a 36ºse producen efectos sedantes y analgésicos. La bañera de hidromasaje con 230 salidas de agua a presión. Consiste en una limpieza y una exfoliación con agua de rosas para liberar la piel de células muertas y conseguir una hidratación óptica en las capas superiores de la epidermis.